La Falacia Neoliberal

A diario se nos bombardea desde los medios de comunicación masivos con opiniones y declaraciones de académicos, empresarios, políticos de derecha, pero también de PSEudO izquierda, en defensa del modelo neoliberal capitalista. Es como “Una música constante”, la superpasad de

¡Salvar a Navarra!

Difícilmente podrá encontrarse territorio mas deseado que Navarra. Desde el escudo de armas de los reyes de Francia, partido en dos: campo de azur flordelisado y campo de gules con las cadenas del viejo reino, hasta las, ¿interesadas?, confusiones de

Rompe y avanza

Cuando se acercan unas elecciones, y especialmente si son generales,  se produce como una carrera para ofrecer paraísos varios por cada uno de los partidos con representación parlamentaria que pugnan bien  para revalidar su dominio, bien para al menos no

Ante esta globalización: ¡Autogestión!

Últimamente se ha agudizado mucho en nuestra sociedad  el debate sobre lo que hoy conocemos como “globalización”. Los términos global y “globalización” empezaron a ser usados en las facultades económicas de Harvard, Columbia, Stanford y otras universidades de EEUU a

Los 40 de Artajona

Dicen de ellos que cuando entraron en Donostia en 1936, el mayor número de bajas que tuvieron fue en las puertas giratorias de la Diputación, por querer entrar todos a la vez. Que se llevaron las máquinas de escribir pensando

Carlismo, una fuerza ecologista

El origen del Carlismo radica, como es sabido, en la sublevación, en 1833, del campesinado de los pueblos hispanos, (entonces sector mayoritario de la población, contra la imposición del liberalismo que, de un plumazo, aniquilaba la organización socio­económica de aquellas

175 años

Duro, pero muy hermoso aniversario este del Carlismo. A celebrar tan solo por el Pueblo, así con mayúscula, que es su único protagonista. Es una tremenda historia de enormes e innumerables sacrificios, acotados y mancillados por traiciones, olvidos y deserciones

Europa se hunde por el Mediterráneo

Sí, Europa se hunde por el Mediterráneo, y no es precisamente un tema ecológico el que quiero tocar. No sólo este gobierno, los gobiernos que hemos votado (algunos han votado), desde que tuvimos el honor de formar parte de esta

Carlismo, una mística. Pablo Antoñana

Estoy diciendo que el movimiento carlista fue un movimiento insurreccional movido por la pasión de los ideales confusos, viscerales, que se encuentran disfrazados o no, pero que en su substrato más profundo anida una fe y lealtad a principios que